Es el paso previo para iniciar el ‘Plan integral de accesibilidad

La Oficina Técnica de Accesibilidad se encuentra elaborando un estudio de cara a la puesta en marcha del ‘Plan integral de accesibilidad’ que permitirá mejorar la calidad de vida de ciudadanos con movilidad reducida.

La aplicación de dicho plan comprende un diagnóstico previo de la ciudad que permita localizar los puntos negros sobre la accesibilidad necesaria en cualquier ciudad. Este primer paso encaminado a modificar las barreras físicas aún existentes en la ciudad tiene una duración aproximada de seis meses, periodo tras el cual dará comienzo una segunda fase consistente en la licitación de los proyectos encaminados a la mejora de la accesibilidad en la totalidad de la ciudad.

“El inicio de este proyecto implica la realización de un diagnóstico previo de Ceuta que dé a conocer los problemas que hay en materia de accesibilidad y, posteriormente, poner en marcha un programa de actuación para eliminarlos”, explica el responsable de la Oficina Técnica de Accesibilidad, Jesús Rodríguez.

La Oficina de Accesibilidad es la encargada de elaborar este informe

El ‘Plan integral de accesibilidad’ actuará sobre espacios públicos como vías, calles o parques, transportes, edificios municipales o mobiliario urbano adaptado. Será un “proyecto integral”, aunque se ejecutará por fases, ya que la intención es “ir solventando los problemas a medida que se vayan registrando.

Se puede decir que son pequeños planes de accesibilidad enmarcados dentro de un conjunto”. La Oficina Técnica de Accesibilidad establecerá las prioridades de modo que se lleve a cabo un plan de intervención acorde a los problemas más graves en esta materia.

“Una de las cuestiones a tener en cuenta es la colaboración de las asociaciones de vecinos que trasladarán las necesidades más acuciantes y los lugares donde se registren más personas con movilidad reducida”, apunta Rodríguez. El responsable de la Oficina estima que las obras podrán llevarse a cabo en el último trimestre del año.