• El consejero evita entrar en el fondo de la alegación de Caballas: “La veremos y responderemos cuando la hayan presentado”

El consejero de Fomento del Gobierno de Ceuta, Néstor García, se mostró ayer “totalmente en contra” de los términos utilizados por Caballas para referirse a la propuesta de convenio pactada entre el Ejecutivo local, el Banco Mare Nostrum (BMN) y Corsán para recalificar parte de la Manzana del Revellín repartiéndose al 50% las plusvalías generadas por la operación, en este caso a través de un pago en especie con la cesión gratuita y sin cargas a la Administración de dos inmuebles valorados en unos dos millones de euros.

“Aquí no hay ningún ‘pelotazo’ y todo se ha hecho conforme a la legalidad”, replicó el miembro del Gobierno a la formación, en el fondo de cuya alegación prefirió no entrar. “La estudiaremos cuando la presenten y responderemos”, se limitó a aventurar.

Caballas considera que hay un “evidente perjuicio para los intereses generales” en la “tropelía” que a sus ojos supone hacer una “especulación” para valorar la superficie con uso dotación “en 18 millones y no en 8, que es lo que consta en el Registro de la Propiedad y que es lo que debería haber mirado al detalle el Ejecutivo local para evitar este desastre”.

Valores y coeficiente

Para el cálculo de la plusvalía generada con motivo del incremento del suelo de uso comercial se tuvieron en cuenta por parte de los técnicos de la Ciudad tanto “los valores de referencia de los usos comercial y dotacional, según los valores catastrales de los que se disponen” como “un reciente Estudio de Mercado” y “la aplicación del coeficiente de homogeneización que deriva del Plan General de Ordenación Urbana”.

Termine como termine, la operación queda condicionada a que el nuevo PGOU recoja que “en las parcelas calificadas para usos dotacionales de equipamiento, además del uso mayoritario se podrá disponer cualquier otro uso complementario que coadyuve a los fines dotacionales previstos” hasta en un 30% “previa aprobación de convenio urbanístico en el que se incorporen las plusvalías que en su caso se generen y que corresponden a la comunidad, y las demás condiciones legales que procedan y siempre que se acredite que el uso dotacional principal queda suficientemente garantizado y no desvirtuado”.

Servicios administrativos y Museo de la Virgen de África en la plaza

La propuesta de convenio establece que el Banco Mare Nostrum debe hacer partícipe a la Ciudad del 50% de la plusvalía generada con motivo del cambio de uso, en concreto y para una cantidad cifrada en dos millones, cediendo de forma libre y gratuita a la Administración una superficie edificada ubicada en la planta tercera del edificio B correspondiente a parte de las fincas registrales 27.820 y 27.821 que asciende a 641,29 metros cuadrados construidos más las superficies necesarias de zonas comunes. Ello supondría la entrega de una superficie de uso dotacional para la ampliación del ya existente a la que habría que añadir las terrazas adyacentes de 106,4 y 152,8 metros cuadrados. También le interesa a la Ciudad adquirir un local de uso comercial para, transformado en dotacional, convertirlo en Museo de la Virgen de África, si no cambian los planes.