La deuda de los servicios regionales de salud con las compañías de tecnología sanitaria asciende a 834 millones de euros y es la Comunidad Valenciana la más endeudada, mientras que el plazo medio de pago se situaba en 91 días a cierre del mes de julio.

Según el Observatorio de deuda de la Federación Española de Empresas de Tecnología Sanitaria (Fenin), las facturas pendientes de cobro han aumentado en 118 millones de euros, un 16,48% respecto al cierre del mes anterior.

La Comunidad Valenciana, con facturas pendientes de cobro por valor de 194 millones se sitúa a la cabeza, el 23,3% del total de la deuda.

Esta comunidad es, además, la que tiene un plazo de pago más largo (210 días), por delante de Murcia (168), Extremadura (148), Cantabria (136), Canarias (111) y Cataluña (99). En el caso de Ceuta y de Melilla es de 46.

En el extremo opuesto se sitúan La Rioja y Navarra, con 5 y 6 millones de euros de deuda, respectivamente, según los datos de Fenin, que representa a más de 500 empresas.