Autor: Asociación de Amigos del Camino de Santiago

Nuevas desviaciones

Al caminar por  los campos españoles vamos descubriendo nuevas sensaciones ante los distintos paisajes con los que vamos topándonos. Lo más gratificante, al menos para mí, es poder contemplar la naturaleza en su estado más puro, es decir, sin que haya sido horadada por máquinas que, tras devorar bosques y prados, inyectan toneladas de hormigón para crear enormes estructuras en forma de puentes, centrales nucleares,  urbanizaciones,   hote­les… Otras veces es el fuego el protagonista del desastre, pues tras la desaparición de la vegetación llega la implacable desertización. Desolado y triste espectáculo. Indudablemente la intervención humana se hace necesaria e imprescindible, porque van surgiendo nuevas necesidades según el tiempo corre y la sociedad reclama urgentes soluciones, entonces está más que justificada , pero  por el contrario, otras veces nos irrita contemplar cómo las causas no son ni más ni menos que la miserable especulación de los de siempre. Todo ello viene a propósito de lo ocurrido en el Camino Portugués que parte de Tuy. Lo recorrimos en el año 2000. Si durante kilómetros y kilómetros nos vimos obligados a marchar por la C.N.550 y más tarde por el polígono industrial de Porriño. Luego  todo se vería más que compensado al introducirnos por zonas de tanta belleza al natural que, durante años , a todos aquellos  que me solicitaban información al respecto,  les recomendaba dicho itinerario. Los arroyos brotaban por las...

Leer Más

Samos

El peregrino que se dirija por el Camino Francés para ir a Santiago tendrá que pasar por Triacastela , la ciudad de los tres castillos. A la salida de esta población el Camino se bifurca presentando dos opciones al caminante, tomar dirección por San Xil o ir por Samos. Como las dos son verdaderamente muy atractivas, no nos debe preocupar en exceso el resultado de la elección: Si elegimos la primera recorreremos el más histórico,y además conoceremos aldeas de indudable belleza. En caso de decidirnos por la segunda (aunque sean cinco kilómetros más larga) tendremos la ocasión de conocer...

Leer Más

Un albergue muy especial

Camino del Norte llega a Galicia por la conocida villa de Ribadeo que resplandece en la ría de su nombre. Es aconsejable pararse en ella para conocer su ambiente  y callejearla con la finalidad  de ver los bellos y curiosos rincones que atesora. Al salir de dicha localidad, iniciamos una subida que nos ofrece perspectivas únicas de la zona. Enfrente, contemplamos en la costa asturiana,  Figueras, y adentrándose en el mar, Castropol,  que destaca con su torre de elevadísimo chapitel rodeado por casonas blancas de techumbres pizarrosas. Al fondo la coqueta ciudad de Vegadeo. Todo un espectáculo para no olvidar, pero que poco a poco íbamos dejando atrás al tiempo que avanzábamos en nuestra marcha. Tras cuatro horas de andadura, el camino se suaviza y serpentea por bellas lomas sorteando alguna que otra aldea (quizás abandonada), pero casi siempre rodeadas de verdes sembrados en los que emerge el característico hórreo erizado de la Mariña. Descendemos agradablemente por los ricos campos de Cabarcos, y al llegar San Xusto nos encontramos en la curva de entrada con un grupo de jóvenes peregrinos que bebían refrescos, colgaban la ropa recién lavada, mientras otros en zapatillas descansaban apoyados en el zócalo de lo que indudablemente era un pequeño y agradable albergue. Pese a su modernización y acicalamiento, fácilmente pude reconocer el último colegio que tuvo esta aldea. Efectivamente, hasta hace unos pocos años...

Leer Más

Sella

En uno de nuestro Caminos, decidimos salir desde Colombres en Asturias. Paisajes magníficos y si, seleccionas la ruta de la costa, disfrutaras de un recorrido interesante y divertido, pueblos costeros con atractivos que no podrás olvidar. Los Bufones de Pria, los acantilados y no olvidar su gastronomía, sidra, fabada,…. Pues bien, un día que hacíamos esa ruta y que nos alojamos cerca de Ribadesella,  tuvimos noticias de la posibilidad de hacer el famoso descenso del Sella en piragua. Como sabemos que el CAMINO, se puede hacer andando, bicicleta, caballo y….. en barco, pensamos que si hacíamos esta etapa por...

Leer Más

Libros de Peregrinaciones

En el año 1130 un clérigo francés, Aimeric Picaud, escribió “Liber Peregrinationis”. Dicho trabajo, considerado como un auténtica guía turística, llama nuestra atención, además de su  extenso y completo contenido, por la objetividad de su narración. Es tal la pulcritud informativa de esta obra, que gracias  a su descripción del templo santiagués, se ha podido conocer completamente el ciclo iconográfico medieval  que contenía dicha  catedral  desde su creación,y que fue parcialmente destruido con las obras de remodelación llevadas a cabo a mediados del siglo XVIII. Su valiosa tarea  nos conduce a lo largo de todo el Camino Francés, explicándonos su infraestructura, citándonos las características tanto de las poblaciones urbanas como de los albergues rurales; indicando la ubicación de hospitales y de monasterios que suelen acoger a peregrinos; de las fuentes, incluyendo comentarios sobre la calidad de sus aguas;  de los mesones, alertándolos sobre los abusos y fraudes que posiblemente podía  encontrar el caminante. En Fin, todo un tesoro cultural que nos traslada mágicamente a la remota sociedad medieval. En este tema,  obligatoriamente hay que mencionar  a Edrisis, nacido en Ceuta en 1099, y recordar que tras su preparación en Córdoba, se dedicó a viajar por la Península Ibérica, el Norte de Africa, Asia Menor, Egipto…Hasta que, debido a su fama, fue reclamado por el rey Rogiero I de Sicilia para que se  instalase en su corte de sabios. En...

Leer Más

En Finisterre

Desde sus orígenes,  muchos peregrinos que habían alcanzado la gozosa meta de Santiago, sentían la necesidad de continuar su andadura hasta el fin del mundo, Finisterre, con la finalidad de rematar el Camino contemplando el fantástico espectáculo del Sol ocultándose tras el horizonte. En ello hay algo de misterioso, mágico, cuyo origen se pierde en la oscuridad de los tiempos, y que aún atrae a cientos de caminantes que sienten la necesidad de asistir al término de un ciclo y al inicio de uno nuevo. A diferencia de todos los demás Caminos, que finalizan en Compostela, éste se inicia...

Leer Más

La vieira

La vieira es un sencillo bivalvo de diez a doce centímetros de longitud que se caracteriza, entre otras  razones,  por tener una valva plana y otra convexa. Aunque hasta hace unas tres décadas era poco conocida pero actualmente, gracias a los medios de comunicación y transporte, su consumo se ha extendido de tal forma que ya a nadie le extraña su presencia en nuestros bares y restaurantes. A poco que indagásemos sobre este molusco,  nos daríamos cuenta de las muchas utilidades que ha tenido  a través de los tiempos. Sorprendiéndonos porque ya en la prehistoria, más concretamente en el...

Leer Más

Compañeros de viaje

Han sido muchos años y muchas personas con las que hemos compartido el CAMINO y es importante resaltar que durante todos ellos la convivencia y relación personal ha sido impecables. Como es lógico cada uno de los caminantes tienen su propia personalidad, su motivos para hacer la peregrinación, edades, estado físico, humor e incluso su calendario. Y esto es lo primero, tratar de conciliar fechas, ruta a realizar, distancia a recorrer cada día, forma de llegar hasta el lugar de inicio. Al final con generosidad y buscando el bien de la mayoría se consigue. Durante cada etapa puede lesionarse...

Leer Más

Un viejo puente

En una antigua calzada romana por la que discurrirían, siglos más tarde, los peregrinos a Santiago que habían elegido el Camino del Norte, se construyó un pequeño puente en pizarra y granito para salvar el río Valiñadares a la entrada de la histórica ciudad de Mondoñedo. Por aquel  entonces se le llamaba “ponte dos Ruzos”, pero a finales del siglo XV el pueblo empezó a denominarle “Ponte do Pasatempo” debido al trágico desenlace de la breve historia que a continuación voy a relatar. Era don Pedro Pardo de Cela prócer gallego que había alcanzado la dignidad de “mariscal de...

Leer Más

Peregrinos orientales

El peregrinaje a Santiago ha trascendido de tal forma que actualmente ha sido definido como fenómeno religioso-social de carácter internacional. Llama la atención la variedad de nacionalidades con las que podemos coincidir al caminar, y en base a mi apreciación totalmente personal, los europeos son los más frecuentes, y aunque abundan los norteamericanos, en el año 2013 los más numerosos eran coreanos. Me sorprendió, francamente. La verdad es que el afirmar su origen no es debido a un conocimiento personal que poseo sobre los pueblos de oriente, sino a la información facilitada por el camarero del restaurante navarro cuando...

Leer Más

Buscador de artículos

La Compañía de Honores de la Comgeceu arría la Bandera en la plaza de África
Sesión resolutiva del pleno correspondiente al mes de abril de 2017
El Tarajal recuerda a las porteadoras víctimas de la tragedia
Sumergidos en los cuentos en el ‘Mare Nostrum’
Cara y cruz de la inmigración
Entre clase y clase – Reina Sofía
En la Piel de: Costaleros