• El coronel del Cuerpo, José Luis Gómez Salinero, abordó el papel relevante que, en este ámbito, desarrollan los agentes que, “con su experiencia, salvan vidas”

  • La participación en misiones, cada vez mayor

El coronel de la Guardia Civil, José Luis Gómez Salinero, combinó las alusiones al pasado y al presente de la Benemérita en el discurso preparado con motivo del 173 aniversario de la Fundación del Instituto Armado. No hubo cifras, tampoco datos, ni alusiones a las convulsiones político mediáticas que están afectando a nivel nacional a la Guardia Civil presionándola hasta el punto de poner en cuarentena sus propias investigaciones en materia de corrupción.

Salinero hizo mención a las claves del pasado, a la época fundacional del Instituto Armado, institución que se ha convertido en “uno de los pilares del sistema nacional de seguridad pública en la España del siglo XXI”, expuso en su alocución. “Todos los guardias civiles estamos llamados a conocer nuestra historia y tradiciones, pues constituyen una de nuestras señas de identidad, permitiendo a la institución y a sus miembros conocer sus fundadores, héroes, acciones destacadas y demás legados de quienes nos precedieron en el servicio a España”, aclaró.

La presencia de la Guardia Civil en Ceuta, ya con carácter permanente, estuvo vinculada a la “propuesta formulada por el comandante general de Ceuta de aquel entonces para atender las necesidades cada vez más acusadas del servicio, creándose en esta plaza en julio de 1898”, recordó Salinero, para situar antes su presencia menos estable con motivo de las guerras con Marruecos. “Desde entonces, también en estas tierras ceutíes la Guardia Civil ha puesto de manifiesto su entrega, abnegación y espíritu humanitario, prestando siempre el mejor servicio al ciudadano”.

El coronel recordó a los fallecidos que han dado su vida tras entregarla a los cometidos de su profesión y recalcó como “seña identitaria” del Cuerpo “el culto a la disciplina” que profesan sus miembros. “Una férrea disciplina que ha forjado el temple moral de la ejemplaridad del Cuerpo y que garantiza un perfecto funcionamiento de la Institución”, explicó.

Y del pasado, al presente, reflejado en las misiones en las que participa la Benemérita y en la lucha contra los delitos en auge, con una referencia expresa al ámbito del control migratorio. “Es precisamente en este control, dada la situación geográfica de España como frontera sur de Europa, donde la Guardia Civil se ha convertido en un actor de primer orden, siendo hoy en día un referente internacional. Con su experiencia contribuye a salvaguardar la vida de las personas en el mar, mejorar la vigilancia de las fronteras exteriores de la UE y combatir a las redes criminales dedicadas al tráfico de seres humanos, situándose a la vanguardia tecnológica en muchos proyectos europeos en los que participa”, reseñó el coronel.

La presencia en el exterior, como parte de misiones internacionales, también fue destacada; de hecho son ya muchos los agentes de la plantilla de Ceuta que han marchado a distintos países para participar en operaciones de cooperación internacional de lucha contra delitos como por ejemplo el terrorismo internacional.

“En un mundo como el actual deben desarrollar sus actividades en un ámbito en el que la idea de globalización subyace en prácticamente todos los órdenes y que además está caracterizado por la permanente y rápida evolución, resulta evidente que a los riesgos y amenazas ya tradicionales deben sumarse otros nuevos, caracterizados por una marcada naturaleza transaccional, lo que dificulta su prevención y persecución, pues la identificación de su origen se hace más difícil. Entre estos últimos cabe destacar el terrorismo internacional, la proliferación de armas de destrucción masiva, el crimen organizado, los ciberataques, la ciberdelincuencia o el tráfico de seres humanos”, manifestó Salinero, incidiendo en que la profesionalización de los agentes así como la cooperación internacional entre países terminan siendo claves para mejorar la eficiencia.

“La Guardia Civil es una organización orientada a la estrategia, capaz de afrontar el futuro de forma proactiva. La misión, la visión, los principios y valores tradcionales y su lealtad al poder constituido, como principales fortalezas e identidad corporativa, así como el deseo de que la Guardia Civi continúe siendo una Institución de referencia en España mediante la prestación de unos servicios al ciudadano eficaces y de calidad, deben continuar siendo los elementos que guíen e inspiren nuestras actuaciones, pues han sido las claves de su éxito y longevidad”.

Alocución del coronel de la Benemérita

Hizo muchas alusiones al pasado del Cuerpo, que sirvieron para marcar el papel que el Instituto Armado desempeña hoy en día y que se ha visto plasmado en muchas misiones desarrolladas en el ámbito internacional entre países.

EN DETALLE

Condecorados

Cruz con distintivo blanco

Fueron impuestas a los agentes Diego Canela Fernández, Narciso José Soto González, Francisco José Gómez Pro, Juan Ramón Madrid Guillén y Antonio Fores Triano. A todos ellos se les concedió la Cruz con distintivo blanco.

Asistencia

De las principales autoridades

Tanto civiles como militares, que acudieron al acto celebrado en la Comandancia. Se contó con la presencia del jefe superior del CNP, Alfonso Sánchez, del delegado y del presidente de la Ciudad, Nicolás Fernández y Juan Vivas, además del comandante general, Javier Sancho Sifre, en la tribuna.

Aniversario

173 años de la Fundación

La celebración sirvió para conmemorar, como en otros puntos del país, los 173 años de la Fundación del Cuerpo, ofreciéndose un único discurso, el del coronel.

Himno

Acto oficial de la Benemérita con himno

Como es tradicional, teniendo como escenario el viejo patio de la Comandancia, se cantó el himno del Cuerpo por parte de los agentes presentes.