Un menor de Castillejos, de 16 años, murió camino del Hospital después de ser apuñalado en la frontera marroquí por otro adolescente. Los hechos se produjeron en la noche del lunes, en el lado de Bab Sebta tras un incidente protagonizado por los menores que acostumbran a estar en esta zona, tomando drogas, enganchados al pegamento, intentando colarse en los bajos de los vehículos que cruzan hacia nuestra ciudad.

Tal y como han confirmado fuentes de toda solvencia a EL FARO, el autor de la agresión hizo uso de un arma blanca para apuñalar al otro adolescente, causándole heridas de gravedad. Aunque se le trasladó urgentemente en una ambulancia hacia el Hospital más próximo el chico perdió la vida en el camino. No se sabe más datos sobre el suceso ni tampoco el resultado de las investigaciones policiales desarrolladas.

La presencia de gran cantidad de menores en el lado marroquí de la frontera es un hecho que va a más. Las condiciones en las que se les puede ver son pésimas: consumiendo drogas, manteniendo peleas entre ellos, emborrachándose… Además son controlados por otros más adultos y acostumbran a dormir en chabolas ubicadas cerca de la zona fronteriza.