• Vivas, convencido de que si no existe este problema, el Ministerio no pondrá obstáculos para pagar

Al final la última palabra la tendrán los servicios técnicos tanto de la Ciudad como del Ministerio de Hacienda y Función Pública. La cabeza del presidente Vivas ha sido la que ha formado de alguna manera la fórmula que se podría utilizar por parte del Estado para compensar los gastos que el Gobierno del presidente Vivas realizan en la zona cercana a la frontera tanto en materia de Policía Local como de medio ambiente, entendido de manera amplia, como es la recogida de la basura y el tratamiento de la misma.

Recordemos que fue el presidente de la Ciudad Autónoma, Juan Vivas, quien la semana pasada le expuso al ministro de Hacienda y Función Pública, Cristóbal Montero, el coste que para la Ciudad tenía en relación a competencias municipales estos dos apartados por el propio hecho fronterizo. Se evaluó esta aportación en unos cinco millones de euros que, según el mismo presidente Vivas, podrían haberlo dedicado a otros apartados dentro de los presupuestos municipales.

Departamento

Lo que está claro es que la voluntad del departamento ministerial es clara y tajante en cuanto a compensar a Ceuta por estos gastos extraordinarios que tiene por el mantenimiento de distintas competencias municipales en la zona fronteriza, entendida de manera amplia. Pero es el mismo Juan Vivas el que entiende que si por parte de los servicios jurídicos y económicos no se pone ningún obstáculo y hay viabilidad, desde luego no será el Ministerio de Hacienda el que ponga los problemas.

No es la primera vez que es el presidente Vivas el que pone encima de la mesa del Ministerio de Hacienda una fórmula para solucionar aportaciones estatales a la Ciudad Autónoma.

Recordemos que el dinero que recibe nuestra ciudad por parte del Estado por menores ingresos del IPSI, que se puso en marcha en el año 2004, fue una obra directa del mismo presidente Juan Vivas, tal y como se reconoció en su momento.