El PSOE ceutí impulsó junto al Grupo Socialista la transaccional consensuada por los partidos políticos.

El pleno del Senado aprobó ayer una moción del PP, transaccionada por todos los grupos parlamentarios, en la que se insta al Gobierno a adoptar un conjunto de medidas para mejorar la calidad de la educación en las ciudades de Ceuta y Melilla, infomaron las agencias de noticias. José Antonio Carracao, secretario general de los socialistas ceutíes, es el artífice junto a Mario Bedera, portavoz de Educación del PSOE en el Senado, de la transaccional presentada ayer en la Cámara Alta.
“Los socialistas estamos satisfechos por conseguir unanimidad en favor de la educación en Ceuta y Melilla”, explicó Carracao, quien recordó que el Grupo Socialista propuso la “transaccional y el resto de formaciones han aceptado ese mensaje de la necesidad de trabajar por las mejoras en la educación”, valoró el líder del PSOE en la ciudad.
La iniciativa incluye ocho medidas, entre las que figuran la construcción de centros educativos, la adecuación de la oferta educativa en Formación Profesional y el fortalecimiento de las acciones para asegurar el conocimiento y el dominio de la lengua castellana entre los alumnos.
Otras de las medidas son la elaboración de un Plan Especial para reducir los índices de absentismo y abandono escolar temprano, la creación de escuelas infantiles, el apoyo al personal docente de los centros públicos, la mejora de la atención del alumnado en situación desfavorable y el refuerzo de los Foros de la Educación constituidos en las dos ciudades autónomas.
El senador del PP, Adolfo Abejón, también expresó su satisfacción por el acuerdo alcanzado por todos los grupos parlamentarios e instó al ministro de Educación, Ángel Gabilondo, a poner en marcha todas estas medidas de manera urgente y prioritaria.
Las ciudades autónomas de Ceuta y Melilla constituyen los únicos territorios españoles en los que las competencias educativas no están transferidas, por lo que siguen bajo la responsabilidad directa del Ministerio de Educación.
Abejón expuso los problemas acuciantes que afectan a la educación en ambas ciudades, que presentan características singulares por sus circunstancias geográficas, demográficas, culturales y económicas.
El senador del PP explicó que el fracaso escolar y el abandono escolar temprano, que alcanzan en torno al 50 por ciento de media en Ceuta y Melilla, se sitúan entre los más elevados de toda España.
Desde el PSOE, Bedera destacó la importancia del acuerdo de todos los grupos parlamentarios, después de poner de relieve la buena marcha de los planes integrales para ambas ciudades, que han supuesto un aumento del número de profesores.
El punto relativo a la “lengua materna que no es el castellano” apela a una atención educativa específica que permita adquirir la competencia lingüística necesaria para su desarrollo personal, el desenvolvimiento social y la participación normalizada en el aprendizaje con su grupo de referencia.
Las fuerzas políticas se comprometieron a poner en marcha todas las acciones posibles para la construcción urgente de los centros educativos pendientes, así como trabajar en el futuro conjuntamente la administración central y local con el fin de atender las demandas existentes en ambas ciudades y poder así reducir el número de alumnos por aula en todas las etapas educativas.